CAO insiste en que se garantice la seguridad jurídica en Santa Cruz.

Agrícola
Tools
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Ante los conflictos que persisten por avasallamiento de tierras, ejecutivos de la Cámara Agropecuaria del Oriente (CAO), junto a sus subsectores y los equipos jurídicos de los mismos, se reunieron con el director departamental del Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA), Adalberto Rojas.

En la ocasión abordaron temáticas del interés del sector, avasallamiento y seguridad jurídica, donde se pidió mayor celeridad en los procesos, si bien existe la apertura por parte del INRA, hasta la fecha no existe soluciones palpables con respecto a los 8 predios avasallados.

Oscar Mario Justiniano Pinto, presidente de la CAO, considera que es inviable que el INRA realice inspecciones técnicas en predios donde existen avasalladores, vulnerando los derechos de los propietarios, de igual forma en esta reunión analizaron a detalle cada uno de los 8 predios en conflicto.

“Es fundamental este tipo de reuniones, se debe garantizar la propiedad de privada, el INRA debe garantizar la seguridad jurídica de todos los productores, sea este pequeño, mediano o grande, siempre respetando la Ley”, indicó el dirigente agropecuario.

A su vez, el presidente de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo), Fidel Flores, reiteró que el avasallamiento es un delito y debe ser tratado como tal, lamento que a causa del avasallamiento algunos productores tienen su producción paralizada.

De igual forma Walter Ruiz, vicepresidente de la Federación de Ganaderos de Santa Cruz (Fegasacruz), comentó que como sector necesitan ver soluciones reales. Aseguró que el equipo jurídico de la CAO y los subsectores, en el mes de julio presentaron el primer caso de avasallamiento, sin embargo, hasta la fecha no existe ninguna solución en el conflicto.

Ruiz señaló que se deben dar soluciones palpables a cada predio avasallado y sentar un precedente para evitar que los avasalladores sigan ingresando a predios productivos.