15
Lun, Ago

Por temor a cierre de exportaciones de azúcar excedentaria Cañeros se declaran en emergencia

Agroindustria
Tools
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Los agroproductores de caña del norte integrado de Santa Cruz invitaron al Gobierno nacional para demostrarle que tienen asegurado el abastecimiento de azúcar al mercado local.

 

El Gobierno salió a dar respuesta a los reclamos

El sector cañero de Santa Cruz se declaró en emergencia por el supuesto anuncio de cierre de las exportaciones de azúcar excedentaria. Aseguran que el abastecimiento al mercado local está garantizado, por lo que no ven justificativo para frenar la exportación. Desde el Gobierno salieron a dar respuesta a esta situación que alerta al sector productivo.

“Producimos más de 11 millones de quintales de azúcar en esta zafra y el consumo interno es de 8,5 millones, por lo que tenemos más de 3,5 millones para exportación”, explicó Óscar Alberto Arnez, presidente de la Confederación Nacional de Cañeros de Bolivia (Concabol).

El dirigente agregó que en los últimos días se vieron sorprendidos por un comunicado del Viceministerio de Comercio Interno en el que se les informó que la cuota de exportación se cumplió. “Nos declaramos en emergencia. Son divisas que llegan al Estado boliviano cuando uno exporta. Pedimos reunirnos con el Gobierno lo más antes posible para aclarar esta situación”. Afirmó Arnez.

Añadió que cortar la exportación del excedente de producción que existe no permitirá la reactivación económica que el mismo Gobierno pregona. “Azúcar no va faltar para el mercado interno”, insistió.

Por su parte, Fanor Fernández, presidente de la Asociación Agropecuaria del Norte (Asanor) indicó que hace tres años realizaron la ampliación de los cañaverales para producir 8,5 toneladas de cañas. Esta cifra es suficiente para producir azúcar para el mercado interno, para exportar y para producir etanol, según su explicación.

Además, indicó que existen compromisos con compañías del exterior que se deben cumplir y en caso de restringir las exportaciones deben devolver el dinero, tema que sería un duro golpe al sector.

“La reactivación económica es política de este Gobierno y todos saben que la producción de caña de azúcar es la actividad agrícola que mejor aporta a la economía del país y ahora nos quieren coartar”, aseguró.

Finalmente, los cañeros aseguran que en caso de alguna contingencia, tienen una reserva de azúcar de dos meses para seguir distribuyendo al mercado interno, por lo que el endulzante no faltará en los hogares bolivianos.

Gobierno afirma que las exportaciones están garantizadas

Ante este escenario, el viceministro de Comercio Interno, Gróver Lacoa, informó este lunes que se encuentra vigente el Decreto Supremo 3456, que establece mecanismos de control y seguimiento al complejo productivo de la caña de azúcar, para garantizar las condiciones de abastecimiento y precio justo a la población.

En este marco, en respuesta a la preocupación del sector cañero, la autoridad añadió que la exportación de azúcar está plenamente vigente y se desarrolla de manera normal.

Según datos oficiales, el viceministro Lacoa informó que como resultado de la zafra 2021 Bolivia exportó en el periodo de mayo a noviembre de la gestión 2021, un volumen de 1,8 millones de quintales a los mercados de Colombia, Perú, Chile y Ecuador, entre los principales.

El titular de Comercio Interno precisó que instó la semana pasada a los ingenios azucareros e instituciones cañeras, a través de una comunicación escrita, dar cumplimiento al Decreto Supremo 1554 que establece disponer de un stock de seguridad que asciende a un volumen de 1,5 millones de quintales de azúcar para garantizar el normal abastecimiento de este producto a la población boliviana, en el marco de la política de seguridad y soberanía alimentaria.

Finalmente, adelantó que se realizarán reuniones con los actores del complejo azucarero para evaluar el desempeño del sector y las proyecciones para la gestión 2022.