25
Lun, Ene

Francia ha sacrificado ya 200.000 patos en los focos de gripe aviar

Internacional
Tools
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La cepa H5N8 de la influenza aviar, que también abunda en el resto de Europa, se detectó por primera vez en Francia a mediados de noviembre y por primera vez en una granja a principios de diciembre.
Unos 100.000 patos fueron sacrificados como consecuencia de los focos de gripe aviar ya identificados en Francia, mientras que 104.000 lo fueron preventivamente por la cercanía a los mismos, según fuentes del Ministerio de Agricultura galo que está a la espera de resultados de otros análisis para sacrificar a otros 400.000 animales.

El último informe del ministerio reporta 61 brotes confirmados de influenza aviar altamente patógena (comúnmente conocida como gripe aviar) en granjas y tiendas de mascotas en Francia desde el 1 de enero, de los que 48 se concentran en el departamento de Landas.Los focos se localizan principalmente en Chalosse, en el sur del departamento, una zona muy densamente poblada de patos destinada a la producción de foie gras.

El virus, que no es peligroso para los humanos, fue transmitido por primera vez por aves migratorias. Hasta el momento, las autoridades han sacrificado a todos los palmípedos en un perímetro de tres kilómetros alrededor de los focos identificados. También se supone que deben sacrificarse otras especies de aves de corral, como pollos y pavos, siempre que tengan acceso al aire libre.

Crisis previas

No es la primera vez que Francia vive estas crisis pues ya las soportó en los inviernos 2015-16 y 2016-17, cuando la gripe aviar provocó el sacrificio de más de 25 millones de patos de los 35 que existían en el país en la primera fecha mientras que en la segunda los sacrificios alcanzaron los 4,5 millones.

La cepa H5N8 de la influenza aviar, que también abunda en el resto de Europa, se detectó por primera vez en Francia a mediados de noviembre y por primera vez en una granja a principios de diciembre.

El departamento más afectado, el de Las Landas, produce cerca de 8 millones de patos al año que suponen casi un tercio del total galo, generando una cuarta parte de la producción final francesa de paté.